Crea tu estrategia de CONTENIDOS en LINKEDIN como emprendedor del Desarrollo Personal

EL DESARROLLO PERSONAL TIENE MUCHO QUE DECIR EN LINKEDIN

La revolución del desarrollo personal es constante y no para de crecer.

De hecho, no hay día que pase sin que un blog nuevo sobre esta temática aparezca.

Los infoproductos o productos digitales (ebooks, cursos online…) del desarrollo personal no paran de multiplicarse por todas partes, como si de una competición se tratara.

Es una industria con un potencial enorme, un titán en toda regla.

Si nos planteamos cuáles pueden ser las causas de este vertiginoso ascenso, seguramente lo podríamos resumir en los siguientes 3 puntos:

-El desarrollo personal ya no es algo estacional: muchas personas ya no se forman un solo día en “empatía” y se olvidan del tema. Al contrario, cada vez hay más personas que entienden que el desarrollo personal es un camino que no tiene fin, por lo que siempre hay alguna competencia de este ámbito que se puede mejorar.

-La reinvención profesional está a la orden del día: ingenieros que pasan a ser coaches, pintores que adoptan la psicología en sus talleres… Mires por donde mires, verás una hueste de profesionales reinventados hacia el desarrollo personal. Esto no es positivo ni negativo, es totalmente neutro, y muestra la tendencia imparable que tiene este sector.

-Es un sector mucho más generalista y transversal que antes: sí que es verdad que hubo un tiempo que parecía que estaba reservado para un perfil más místico, pero hoy vemos a CEOs internacionales haciendo gala de su formación en desarrollo personal. Se habla abiertamente de todos estos temas, y cada vez más empresas invierten en este ámbito como algo totalmente habitual (y necesario).

En definitiva, la introspección personal sólo ha hecho que despegar. Aunque creas que ahora está plagado de profesionales en este sector, esto es simplemente el inicio de algo mucho más grande. La humanidad ha despertado y quiere saber más sobre sí misma, y la curiosidad cuesta mucho de reprimir.

En este sentido LinkedIn juega un rol muy importante y es que, sin lugar a dudas, se trata de un enorme escaparate para el desarrollo personal, pues es muy fácil encontrar millones de profesionales de este sector a un solo clic.

La pregunta que hoy queremos resolver es la siguiente: ¿entre tanto profesional del desarrollo personal, cómo podemos destacar en LinkedIn?

 

TUS CONTENIDOS COMO TARJETA DE VISITA EN LINKEDIN

Se ha repetido hasta la saciedad, pero no por ello deja de ser menos importante.

Tu contenido en la red es una de tus mejores cartas de presentación, ya que te otorga autoridad en tu sector y te posiciona como especialista sobre una o varias temáticas concretas.

En el ámbito del desarrollo personal no podía ser de otra manera, y es por ese motivo que tener “algo” más allá de tu foto y de tu descripción profesional, te ayudará a generar confianza con tu cliente ideal antes de que tome la decisión de contar con tus servicios.

A ese “algo” le llamaremos contenido.

Si estás de acuerdo con esta última idea, el siguiente paso es plantearse de qué manera podemos publicar contenido para que sea lo más rentable posible, ¿verdad?

Si eres de los más impacientes y no quieres invertir ni un segundo más en este artículo, te invitamos a que le eches un vistazo a la única guía exclusiva sobre “cómo monetizar tu contenido en LinkedIn sobre Desarrollo Personal”.

Si por lo contrario quieres saber más antes de descargarte la guía, estaremos muy contentos de poder compartir contigo algunas pautas que nos han funcionado muy bien para diseñar una estrategia de contenidos en LinkedIn.

 

1# DECIDE MUY BIEN CUÁL ES TU NICHO DE MERCADO

Esta es la quintaesencia de cualquier estrategia de contenidos y de marketing en general, por lo que cualquier inversión de tiempo en este punto no será nunca en balde.

En nuestro caso tenemos 2 líneas de negocio muy diferenciadas.

Por una parte tenemos nuestra primera empresa emorganizer, donde impartimos talleres de neuroproductividad para PYMES y multinacionales.

Por otro lado está el proyecto Reconcíliate con tu Vida, donde ayudamos a emprendedores del Desarrollo Personal a construir un negocio sostenible.

En este artículo nos enfocaremos en nuestra segunda empresa, ya que es sobre la que más diseñamos y rediseñamos constantemente el sentido y la efectividad de nuestras publicaciones.

Nuestro nicho de mercado o perfil de clientes a los que nos dirigimos (profesionales del Desarrollo Personal) se encuentra en múltiples plataformas online, aunque de momento es LinkedIn la que mejores resultados nos ha proporcionado. 

En esta red social hay muchísimos coaches, psicólogos, terapeutas, consultores y formadores de distintos ámbitos, por lo que, si nuestro contenido está bien dirigido a este público, será más fácil obtener una alta visibilidad capaz de generar nuevas oportunidades de negocio.

 

2# ASEGÚRATE DE QUE TU CLIENTE POTENCIAL PUEDA PAGAR LO QUE OFRECES

A menudo pensamos en las redes sociales como masas homogéneas de personas, cuando en realidad cada contacto esconde una realidad muy particular.

Esa es la misma visión que debes adoptar en LinkedIn, ya que no a todos los clientes les parecerá interesante lo que haces ni querrán pagar por tu producto/servicio.

En nuestro caso optamos por 2 estrategias muy distintas según si lo que queremos vender es un producto o un servicio.

Cuando vendemos un servicio buscamos un perfil bastante más concreto que cuando la intención es vender un producto.

En el ejemplo de nuestro servicio sobre “cómo monetizar en LinkedIn tus contenidos sobre Desarrollo Personal”, nuestro objetivo es diseñar una estrategia conjunta con el cliente para construir un perfil de alto impacto y enseñarle cómo rentabilizar los contenidos que publica. 

Estas son las características de nuestro cliente potencial de este servicio:

-Profesional del Desarrollo Personal que ya tenga clientes en la actualidad

-Que ya publique contenido en su blog o que tenga intención de publicarlo

-Que suela utilizar LinkedIn con cierta regularidad

-Que tenga una red de personas notable (+500 contactos)

Con estos 4 sencillos puntos claros, nos resulta infinitamente más fácil establecer una estrategia de contenidos específica en LinkedIn, que permita atraer a estos clientes potenciales.

Los clientes llegan a través de comentarios públicos o privados acerca del contenido de nuestras publicaciones.

Ese es el mejor momento para vender un servicio personalizado, ya que el posible cliente tiene una necesidad específica en la mente que tu contenido le ha ayudado a ver. 

Tu objetivo es saber preguntar y escuchar al cliente para descubrir su necesidad concreta y explicar muy bien cómo puedes ayudarle a cubrirla. La videoconferencia es una buena herramienta para generar confianza y hacer este proceso más humano y satisfactorio para ambas partes.

En el caso de un producto funciona distinto. Como su precio suele ser menor que el servicio y al mismo tiempo el volumen de clientes mucho mayor, no puedes permitirte hacer videoconferencias con cada persona.

Por lo tanto, debes generar confianza de otro modo. Sin confianza no hay venta. 

Por eso, especialmente para los que empiezan, no recomendamos vender un producto directamente en LinkedIn, no suele funcionar.

Entonces, lo que haremos será usar LinkedIn para difundir un contenido específico de alto valor a personas interesadas en lo que hacemos. A cambio de ese contenido de alto valor específico gratuito (los expertos en marketing digital le llaman a esto "Lead Magnet") les pediremos su correo electrónico para que formen parte de nuestra comunidad digital.

Aquí puedes ver nuestro Lead Magnet en forma de guía gratuita.

Dentro de tu comunidad lo principal es dar el máximo valor posible (herramientas, trucos e información extra) para establecer una relación de confianza con tus posibles clientes.

Llegado el momento tendrás tu oportunidad para vender por correo electrónico tus productos a esa comunidad de personas interesadas en lo que haces y que confían en ti.

 

3# UBICA CON EXACTITUD A TU CLIENTE IDEAL EN LINKEDIN (O FUERA)

Si hay algo que LinkedIn nos ofrece son datos. Muchos datos.

Hay veces que contactar por LinkedIn no resulta fácil, pero lo bueno es que te resultará sencillo ver en qué otras plataformas los puedes encontrar gracias a los perfiles de tus clientes potenciales.

Te recomendamos que no vayas directo a enviarle un email, a no ser que tengas algo de tanto alto valor añadido y específico para esa persona que no pueda ser percibido como SPAM.

LinkedIn a veces no es la solución para todo, por eso hay que buscar alternativas.

En nuestro caso y como profesionales del ámbito del crecimiento personal, solemos consultar esta lista con más de 180 emprendedores del desarrollo personal diseñada por Ana Sastre.

Encuentra (o confecciona) tu propia base de datos para buscar a tus clientes potenciales.

 

4# DISEÑA UN PLAN DE ACCIÓN PARA TU ESTRATEGIA DE CONTENIDOS

Una vez tengas claros los 3 primeros puntos, es un buen momento para empezar a calentar los motores de tu estrategia de contenidos.

No obstante y antes de empezar a surcar los mares, deberás tener en cuenta algunos factores:

-Cuánto tiempo le dedicarás por semana al contenido: ¿es el contenido algo importante para ti dentro de tu estrategia? ¿Sí o no? Si tu respuesta es afirmativa, deberás pensar bien cuánto tiempo querrás dedicarle y cómo lo distribuyes en tu día a día. ¡La calidad requiere tiempo!

-Quién realiza el contenido: ¿es algo que vas a hacer tú habitualmente o tienes a terceras personas que lo hacen por ti (o un parte)? Si optas por delegar parte de tus publicaciones, ten en cuenta el seguimiento y la posterior supervisión de que todo está correcto.

-Decide el formato predominante de tus contenidos: ¿eres más de escribir o por lo contrario prefieres grabar vídeos? Sea cual sea tu opción, piensa en todo el material/información previa que necesitas y añádelo a tu planificación personal. No tienes que publicar siempre en el mismo formato, faltaría más, e incluso puedes publicar híbridos (escrito + vídeo). Sondea también qué tipo de formato suele consumir tu cliente ideal. 

-Reserva un tiempo para el feedback: ¿sueles recibir comentarios en tus posts? ¿la gente te escribe personalmente para felicitarte por tu último podcast? Será importante encontrar un momento para contestar con calma a todos los mensajes, y pensar cómo puedes mantener la conversación para futuras colaboraciones o para proponer tus productos/servicios.

 

5# DEFINE TU LÍNEA ARGUMENTAL ANTES DE EMPEZAR A PUBLICAR

Es de vital importancia que sepas de antemano sobre qué vas a publicar, sobre todo si después quieres generar oportunidades de negocio con tu contenido.

-Lo primero es definir bien el mensaje principal que quieres lanzar y cuál es el objetivo de tu contenido (tiene que ver mucho con la definición de tu cliente potencial y del servicio que quieras ofrecer).

-Lo segundo es adecuar tus publicaciones al tono que mejor te representa y que muestra tu verdadera esencia; fingir lo que no eres no te ayudará a generar credibilidad.

-Lo tercero es acotar las palabras clave que quieres que representen tus publicaciones, ya que a nivel de posicionamiento te interesará que te vinculen con los conceptos que estás promocionando.

-Lo cuarto sería probar algunos posts cortos y sencillos para comprobar si gustan o no. Envíaselos a antiguos clientes o personas de confianza para que te den un feedback con garantías. A partir de su valoración podrás construir artículos más extensos y ajustados. 

-Lo quinto y último sería establecer diferentes llamadas a la acción para cada uno de tus posts, para que tu contenido no se quede en un simple like y pases a la acción con una propuesta llamativa. Aquí puedes ver algunas maneras de realizar llamadas a la acción.

¡Ahora es tu turno! ¿Qué tipo de contenidos sueles publicar como profesional del desarrollo personal? ¿Cómo te suelen funcionar en general? ¿Has probado de publicar alguno de tus contenidos en LinkedIn? ¿Qué resultados obtuviste? Nos encantará recibir tu experiencia en el apartado de comentarios, te agradecemos de antemano tu participación : )

¡Un abrazo conciliador!

15 MOTIVOS por los cuales tu negocio todavía NO FUNCIONA

Por qué LINKEDIN puede ser tu gran ALIADO en el Desarrollo Personal